Como iniciar el camino hacia la independencia financiera: primeros pasos

Habíamos decidido que queríamos conseguir la independencia financiera. Pero, ¿cómo empezar?

Esto fue lo que hicimos.

1. Aprender sobre independencia financiera

Entender los vehículos básicos de inversión.

El objetivo no es ser inversores profesionales y ganarse la vida con ello. Pero es importante entender lo suficiente para poder decidir con criterio donde poner nuestro dinero. En mi caso empecé por la “guía básica de fondos de inversión de Rankia”, es gratuita y es una buena introducción al mundo de los fondos. También leí varios posts que explican la diferencia entre planes de pensiones y fondos de inversión, tipos de fondos de inversión, etc.

Puedes también pasarte por una biblioteca y buscar libros generalistas sobre inversión. Se trata de tener una idea global de las opciones que hay y los beneficios y riesgos de cada una.

Leer bloggers reconocidos en el mundo de la independencia financiera.

Para mi fue muy importante complementar la teoría con historias de gente que había iniciado este camino. Empecé por los sospechosos habituales (Mr Lyn me fue pasando los links, él me lleva ventaja y ya tenía a todos fichados): Mr Money Moustache, JL Collins, Choose FI, etc. También otros bloggers que cuentan su historia: Slowly Sipping Coffee, Frugal Woods, Making Sense of Cents etc.

Me abrió los ojos ver la gran variedad de perfiles que hay en esta comunidad. Si estás en el camino hacia la independencia financiera, compartes el objetivo con todo el mundo en este mismo camino: poder dejar de trabajar y cubrir tus gastos con tus inversiones. Pero lo rápido que quieras llegar y en qué decides invertir varía mucho según la persona. Dicho esto, la mayoría en esta comunidad tienen una forma de ver la vida parecida y se cogen muchas ideas.

Tengo que reconocer que nosotros nos iniciamos absorbiendo información en inglés. Ahora mismo estamos aún descubriendo la comunidad española y estamos encantados. En breves añadiremos un apartado con nuestros blogs preferidos pero de momento te queremos contar todas las opciones y que decidas por ti mismo. Desde nuestro punto de vista, el blog de finanzas más importante de España es Cazadividendos. Tiene un foro muy activo y mucho contenido. Si quieres echar un ojo a más blogs sobre finanzas personales te recomiendo que te pases por Firehub, un agregador de bloggers europeos sobre independencia financiera. Hay un listado de bloggers y puedes filtrar por idioma, aquí tienes la lista de los que escriben en españolSi te interesa la bolsa en general, en Blogs y Mercados puedes encontrar más blogs que hablan sobre finanzas e inversiones.

2. Decidir la estrategia de inversión

Saber cuánto gastas y en qué.

Para saber tu número IF, tienes que saber cuánto suman tus gastos anuales. Así que, si no lo haces ya, es importante empezar a llevar una cuenta pormenorizada de tus finanzas.

En nuestro caso era algo que ya hacíamos y lo que cambiamos fue la forma en que utilizábamos esa información. Antes registrábamos ingresos y gastos y los catergorizábamos pero no éramos muy críticos.

Cuando decidimos perseguir IF hicimos un ejercicio de revisión profunda. Reevaluamos nuestros gastos uno por uno, los comentamos y vimos en donde podríamos ahorrar. Además, hicimos un presupuesto mensual y proyecciones a futuro para establecer el objetivo de ahorro.

Establecer tu perfil de riesgo.

Para diseñar tu cartera de inversión tienes que ser capaz de entender qué riesgo están dispuesto a asumir. La regla básica ya la sabrás: a más riesgo mayor potencial beneficio. Pero eso no es tangible, se queda muy arriba.

Empieza evaluando las siguientes variables:

  • tu personalidad: cuánto riesgo estás dispuesto a asumir. Hazte preguntas concretas. Si tienes todos tus ahorros en renta variable y mañana la bolsa cae un 5%, ¿eres capaz de dejar ahí tus ahorros? ¿Y si cae un 10%? ¿Un 15%? Recuerda que la premisa básica es que a largo plazo la bolsa sube pero hay que ser capaces de aguantar e incluso crecer nuestra posición cuando baja.
  • tu edad: cuanto más cerca estés de la jubilación más conservadora debería ser tu cartera. Te queda menos tiempo para soportar la volatilidad del mercado por lo que deberías estar menos expuesto. Este artículo habla sobre el tema.
  • tu necesidad de liquidez: es distinto que necesites ese dinero en unos años que lo puedas dejar ahí a largo plazo. Un razonamiento parecido al de la edad, lo que importa es el horizonte de inversión. Si es un horizonte largo, como por ejemplo ahorros para los estudios de tus hijos que acaban de nacer, entonces puedes asumir más riesgo. Pero si parte de tus ahorros los necesitarás en menos de 5 o 10 años deberías tener una cartera más conservadora.

Otro artículo interesante sobre el tema aquí.

3. Pasar a la acción

Basado en nuestro histórico y nuestro plan de gastos revisados, establecimos nuestro objetivo de inversión para 2018. En realidad, establecimos dos objetivos: uno alcanzable y uno aspiracional. Son bastante exigentes pero a nosotros nos funciona para forzarnos, yo creo que así aumentamos mucho las posibilidades de llegar al “alcanzable” (que de por sí creemos que es exigente) y posiblemente avancemos de cara al aspiracional.

Diseñamos nuestra cartera de inversión, decidiendo en qué fondos queremos meter nuestro dinero y cuanto % de la cartera queremos que sea cada fondo. Además, aunque el objetivo de inversión es global, nos asignamos cada uno la mitad de los fondos así que tenemos objetivos individuales. Este es otro truquillo que a mí me motiva para ahorrar e invertir, tenemos una tablita con nuestra cartera, nuestros fondos, y lo que nos falta para nuestros objetivos individuales. Y yo diría que no soy competitiva, pero si veo que Mr lyn me lleva mucha ventaja me pongo las pilas 😉

Abrimos cuentas de inversión con distintos bancos. Para tener nuestra cartera objetivo necesitamos más de una comercializadora (no estaban todos en una). Además, queríamos tener varios por si hay algún problema en uno de ellos: cambio de condiciones, problemas con la plataforma, etc.

Las principales gestoras en España son BNP, Renta4, SelfBank y Bankinter. Además, algunos fondos te dejan invertir directamente con ellos sin pasar por la comercializadora.

Nuestra cartera 2018:

Al hacer la reflexión sobre nuestro perfil de riesgo, decidimos que estamos empezando un camino a muy largo plazo por lo que vamos a invertir todo en renta variable.

El mercado nos clasificaría como un perfil de riesgo pero creemos que al estar en el juego a largo plazo reducimos mucho ese riesgo. Nuestra premisa es que lo que invertimos se vaya acumulando años y años hasta alcanzar la Independencia financiera. Excepto grandes cambios no deberíamos necesitar ese dinero a corto ni medio plazo.

Por otro lado, no queremos andar muy pendientes del mercado ni analizar empresas. Nuestra estrategia es comprar y dejarlo crecer. no comprar barato y vender caro. Queremos ser pasivos, invirtiendo todos los meses y rebalanceando nuestra cartera cada año. Así que decidimos invertir en fondos y no en valores concretos.

Diversificamos según las siguientes variables:

  • Tipo de fondos: 50% fondos índice y 50% fondos valor.
  • Geográficamente: no tenemos nada que sea únicamente mercado español, nuestra cartera está ligada al devenir de la economía global. Nuestra mayor posición es en el S&P500 y en un fondo índice Global. Además, tenemos algo en Japón, Países emergentes y Europa.
  • Tipo de empresas: casi todos nuestros fondos en los que tenemos posiciones grandes están compuestos por empresas grandes. Pero tenemos un 20% en empresas más pequeñas.

* Antes del anuncio del BNP de los cambios de comisión de los fondos Vanguard, teníamos el S&P con Vanguard. Cuando anunciaron los cambios lo pasamos a Amundi. Actualmente estamos en el proceso de abrir una cuenta en Renta4 para traspasar el fondo True Value.

Cartera Objetivo 2018

 

2 Comments

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *